Ajustando un puente Floyd Rose

Ah!, los puentes tipo Floyd Rose, utilizados en las guitarras de tipo Súper-stratos; los más versátiles pero los más complicados.

La principal característica de este tipo de puentes es la posibilidad de variar la afinación de las cuerdas en dos sentidos: descendente (como las stratocaster “normales”) pero también ascendente, y quien lo sabe utilizar logra resultados asombrosos, en verdad.

En este caso recibí una guitarra de un gran amigo (Saludos, Cris!!) que tenía un evidente gran problema: un puente Floyd Rose funcionando como un vibrato tipo stratocaster…

“por los señores del merol, no puedo creerlo”, me dije….jajajaj…:D

…además de dos cuerdas caídas.

“Manos a la obra”

Todo puente Floyd Rose tiene que ser bloqueado antes de cualquier ajuste, sin embargo, en este caso no será así ya que el puente esta totalmente desajustado. Bueno, pues entonces, lo primero fue destapar la sección de los muelles (parte posterior de la guitarra) y he aquí el primer problema: un resorte de más, considerando el calibre de las cuerdas:

Un puente Floyd Rose funciona sobre un delicado equilibrio de las fuerzas ejercidas por las cuerdas y los resortes, literalmente, está suspendido entre estas dos tensiones; por ende, el 3er resorte sale sobrando.

Lo siguiente fue desbloquear los candados de la cejilla e ir destensando las cuerdas gradualmente, esto para evitar deformaciones extremas sobre el mástil.

He de insistir mucho en ésta y en próximas entradas sobre la importancia de manejar adecuadamente la madera de nuestras guitarras ya que, aún cuando parezca imperceptible, el sonido sí cambia cuando no las tratamos bien.

Al estar este puente totalmente desajustado, tenía que empezar desde cero, por lo que comencé por retirar los resortes de los muelles; ésto me liberó totalmente el puente permitiéndome ajustar correctamente la posición del mismo

“Listo, el puente esta totalmente desmontado, ahora a revivirlo

Lo primero que hice fue colocar las cuerdas que faltaban (2da y 1ra) y encordarlas lo suficiente para que se sujetaran solas pero sin ejercer ninguna presión en el mástil. Y luego, quizá el paso más importante: el bloqueo del puente completo para ajustar y afinar la guitarra.

Como mencioné, los puentes tipo Flyod Rose permiten la variación de la afinación de las cuerdas ascendente o descendentemente por medio de la palanca de tremolo, por ende este puente tiene que estar en una posición media que permita un cómodo movimiento en ambas direcciones. Entonces buscando la posición central coloqué hojas de papel bond (recicladas, claro) dobladas hasta que me diera la medida correcta, coloqué un par delante y detrás del bloque de acero del puente y uno justo por debajo del mismo pero por el frente

Ahora, la afinación: ya bloqueado el puente, coloqué los dos resortes en su lugar (el puente no debe de moverse, para eso lo bloqueamos) después fui tensando las cuerdas poco a poco hasta alcanzar su afinación.

Nunca, pero nunca se debe de afinar una sola cuerda totalmente mientras las demás ni siquiera están tensas, ésto deformaría la madera del mástil.

Inmovilizado el puente y aún desbloqueados los candados de la cejilla empecé a templar las cuerdas, que en esencia significa acostumbrar a las cuerdas a ser tocadas, estirando y aflojando las mismas para que lleguen a sus límites de estiramiento y así evitar que se desafinen trás un bending o el accionar de la palanca de trémolo. Esto se hace precisamente estirando las cuerdas, haciendo bendings, tocando algunas piezas. La guitarra se desafinará varias veces, obviamente se ajustará  cada vez que sea necesario.

Cuando la guitarra dejó de desafinarse, lo siguiente fue quitar el bloqueo que estaba abajo del puente, por el frente de la guitarra… y afinar.

Luego coloqué los candados a la cejilla y quité el par de bloqueos que tenía en la parte porterior, en los muelles. Suponiendo que el proceso de afinación y templado anteriores fueron bien hechos, el desajuste que deberá tener la guitarra tiene que arreglarse con los micro-afinadores, ya no con las clavijas. Dicho esto, ajustamos la afinación utilizando los micro-afinadores.

Este es el proceso más tedioso en este tipo de puentes, puesto que de no lograr la afinación se tendrá que bloquear de nuevo el puente, aflojar los candados de la cejilla y empezar el procedimiento de nuevo.

Logrado el ajuste y afinación correctas, cerramos la sección de los muelles y listo !!

Nuestra guitarra está lista !!

.

 
 
 
Anuncios

Acerca de Adnmusico


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: